• item no encontrado
  • item no encontrado
  • item no encontrado
  • item no encontrado
  • item no encontrado
  • item no encontrado
  • item no encontrado
menu

Miguel Clariá La Mesa de Café

  • item no encontrado
La Mesa de Café

Dubai, una ciudad ultramoderna en medio del desierto

El Burj Khalifa, el hotel con forma de vela, y las Islas Palm, son algunas de las innovadoras construcciones que deslumbran a los turistas.

  • authors:lista con un numero insuficiente de elementos
  • item no encontrado

Situada en la costa del golfo Pérsico, en el desierto de Arabia, Dubai es una de las ciudades más modernas del mundo, repleta de lujos e innovadoras construcciones.

Allí se encuentra el Burj Khalifa, el edificio más alto del mundo con 830 metros de alto, y en donde se encuentra el centro comercial más grande del mundo con 1200 tiendas que incluyen franquicias como la francesa Galeries Lafayette y la estadounidense Bloomingdales.

También es sede del hotel siete estrellas con forma de vela Burj Al Alab, donde una noche en las habitaciones van desde los 1.500 dólares a los 25.000

Además contiene un helipuerto en donde jugó Andrea Agassi, Roger Federer y Rafael Nadal.

No obstante, otro de los rincones más asombrosos de esta ciudad son las Islas Palm, un conjunto de penínsulas artificiales que vistas desde el cielo forman una palmera.

Su tronco está conformado por una serie de edificios de 12 pisos iguales -uno de los cuales le regalaron a Maradona-. A su alrededor se despliegan las ramas, donde están construidas casas más bajas. Mientras que la punta de la obra es coronada por el hotel Atlantis.

Actualmente se trabaja en dos palmeras más y en un nuevo proyecto denominado World Island, que dibuja un mapamundi sobre el agua.

En cuanto al servicio de transporte, el pasaje en el metro cuesta cerca de 90 pesos, y posee indicaciones en inglés y en árabe. Además, las paradas de colectivos son cabinas cerradas, con puertas corredizas y poseen aire acondicionado para el verano.

Sólo el 15% de la población es nacida en Dubai, el resto de la población se compone principalmente de hindúes, filipinos y pakistaníes, quienes aportan la mano de obra para estas impresionantes construcciones.

Los obreros reciben un pago de 500 dólares más vivienda y comida.

Informe de Diego Borinsky.

  • authors:lista con un numero insuficiente de elementos
  • item no encontrado